Posts Tagged ‘asmatiforme’

LA LECHE, LA MUERTE BLANCA

¿LECHE? No, gracias, ya desteté

El deterioro que causan los lácteos en la salud está largamente demostrado y documentado. (Ver Comité de Médicos por una Medicina Responsable http://www.pcrm.org; Libro “Your Life in your hands” de Jane Plant… por citar algunas fuentes)
Holanda y Suiza son los países Nº 1 en consumo de lácteos y son por correlación también los países Nº 1 en casos de Osteoporosis, Diabetes y Cáncer. Luego viene Estados Unidos y así siguiendo la lista con una correlación estadística implacable. Por contrapartida en China donde tradicionalmente no se consumían lácteos la Osteoporosis es una enfermedad rara, tanto es así que es llamada “la enfermedad de la mujer rica”, siendo éstas  las únicas que consumían lácteos importados. La misma correlación siguen los casos de Diabetes y Cáncer.
El 90% de las proteínas contenidas en la leche es Caseína que en la industria es utilizada cómo pegamento, esto hace de los lácteos un eficaz medio de empastamiento de los intestinos, obstruyendo la vellosidad intestinal, impidiendo de esa forma absorber vitaminas y otros nutrientes y dando sustrato y alimento a multitud de parásitos.
Las hormonas de la leche vacunas, planeadas para el crecimiento de una cría 4 veces más acelerado que en l@s human@s, sumadas a las  añadidas artificialmente para aumentar la producción, causan toda clase de desbarajustes hormonales, afectando la tiroides y las mamas.
Los lácteos son altamente mucogénicos. La mucosa que generan en los intestinos predispone a todo tipo de infección de mucosas cómo infecciones de oído, resfríos, y sus enfermedades relacionadas.
Consumir lácteos descalcifica.

Por una lado, la leche es un alimento esencialmente graso, puesto que es el alimento exclusivo para cualquier cría de mamífero cuando ésta debe construir su cuerpo, rodeando cada una de sus células con una bicapa lipídica, es decir una doble capa de grasa, al tiempo que nutrir el cerebro, donde la materia gris y blanca son compuestas mayormente por grasas. Las grasas están formadas por ácidos grasos, cuyo metabolismo es acidificante. Además tod@s somos intolerantes a la lactosa, en mayor o menor medida el cuerpo lo manifiesta. Jamás ha existido en la naturaleza un mamífero que nunca destete y mucho menos que se alimente de la leche de otra especie. A los 3 años de edad dejamos de producir lactasa, la enzima que, cuando bebés, nos permite digerir el azúcar mayoritario de la leche, la lactosa. La lactosa sin lactasa disponible, fermenta, aumentando la acidez y dando energía a hongos, parásitos y células cancerosas. En otras palabras,  consumir lácteos acidifica nuestro cuerpo, la respuesta orgánica es lixiviar calcio de huesos y dientes para verter carbonato de calcio en la sangre y regular el pH, manteniendo así la homeostasis interna. Por último, el fósforo está implicado en el mecanismo de absorción del calcio; la leche humana tiene 87% más calcio que fósforo, mientras que la leche vacuna sólo tiene 30% más calcio que fósforo; la diferencia es también saldada, en el metabolismo, por el calcio preexistente en huesos y dientes. El Calcio de la leche no sólo no se absorbe sino que forma cristales en los órganos de filtración, riñones, hígado) y calcificación extracelular con el consiguiente entorpecimiento de la función celular que a su vez se halla con déficit de calcio.
Enfermedades relacionadas por el consumo de lácteos: Arteriosclerosis; Angina de pecho; Arritmias; Artritis; Osteoartritis; Osteoporosis; Anemias; Linfomas; Asma; Bronquitis; Otitis; Amigdalitis; Sinusitis; Diabetes; Urticarias; Dermatitis; Anafilaxis; Lupus; Alergias; Cáncer de próstata, de pulmón, de mamas, de ovarios, testicular, de Páncreas, de estómago; Síndrome de intolerancia a la lactosa; Estreñimiento crónico; Dolores abdominales; Fístulas anales; Sangrado gastro-intestinal; Síndrome de Mala Absorción; Diarreas; Colon irritable; Ulceras gástricas y duodenales; Enfermedad de Crohn; Impactación fecal; Colitis Ulcerativa; Candidiasis; Autismo; Migraña; Esclerosis múltiple; Enfermedad de Lou Gehrig; Dificultad de aprendizaje; Cataratas; Acidosis láctica; Fatiga crónica; Pre-eclampsia; Disturbios del sueño; Enuresis (mojar la cama); Infertilidad en la mujeres; Enfermedades Renales (nefrosis); Listeriosis; Tuberculosis; Salmonelosis; Yersenia; Fiebre tifoidea; Colitis; Difteria; Fiebre escarlatina; Gastroenteritis; Cólera; Poliomielitis; Hepatitis; Infección del virus de la leucemia bovina, parecido al virus del SIDA; Encefalopatía Espongiforme (vacas locas); Brucelosis…
(Ver http://www.pmministries.com/ministeriosalud/Leche/Desventajas/peligrosindex.htm)
Contaminantes que contienen los lácteos: Pesticidas; Hormonas; Antibióticos; Metales; Detergentes; Micotoxinas; Dioxinas…

 

 

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 1.602 seguidores